Cómo hacer que un perro enfermo coma

La mayoría de la gente puede estar de acuerdo en que cuando te sientes enfermo, no quieres comer nada. Los perros son similares a nosotros en ese sentido. Las náuseas, el dolor y el malestar general a menudo impiden que los perros se sumerjan con entusiasmo en sus croquetas o alimentos húmedos. Y cuando nuestras queridas mascotas no comen los alimentos que aman, es motivo de preocupación. La comida, después de todo, es medicina. Así que necesitas saber cómo hacer que un perro enfermo coma.

Tenga en cuenta que uno o dos días de no comer es común y no es motivo de preocupación. Sin embargo, una vez que su perro haya pasado la marca de los tres días, es posible que desee comunicarse con el veterinario para ver qué debe hacer.

Mientras tanto, echa un vistazo a algunos remedios caseros para un perro enfermo que no come.

perro negro y marrón de pelo corto acostado sobre una superficie marrón

Cómo hacer que un perro enfermo coma

En el mundo de los veterinarios, el término para los perros que no comen es anorexia. Los seres humanos saben que la anorexia es un tipo de trastorno alimentario, y lo mismo ocurre con los perros. Hay dos tipos de perro anorexia: anorexia verdadera, cuando un perro pierde el apetito por completo, y pseudoanorexia, que es cuando un perro tiene hambre pero tiene problemas para comer por alguna razón.

La pseudoanorexia a menudo se relaciona con trastornos o enfermedades que afectan la capacidad de un perro para recoger comida, masticar o tragar. La verdadera anorexia puede ser causada por venenos o cáncer.

Dado que comer es tan importante para la salud y la recuperación de su perro, debe hacer que su perro coma alimentos. Aquí hay algunos consejos sobre cómo hacer que un perro enfermo coma:

  • Visite al veterinario para obtener más información, especialmente si sospecha que su perro ha sido envenenado o ingerido algo no comestible
  • Tiente a su perro con una deliciosa comida o golosina
  • Calentar su comida húmeda
  • Dales caldo de pollo o caldo de huesos.
  • Asegúrese de que estén recibiendo suficiente agua
  • Proporcione consuelo, amor y apoyo, y asegúrese de que tengan mucho tiempo tranquilo para dormir.
  • Como último recurso, puede decidir alimentar con una jeringa a un perro enfermo

Después de consultar con el veterinario, el primer paso para hacer que un perro enfermo coma es intentar estimular su hambre. Hay muchas formas de hacerlo, que se analizan a lo largo de este artículo. Sin embargo, en caso de que falle estimular su hambre y le preocupe la deshidratación, lo mejor podría ser alimentar a la fuerza a su perro. Llame a su veterinario para asegurarse de que sea una opción.

¿Cómo se alimenta con jeringa a un perro enfermo?

Aunque a menudo se considera una medida drástica, es posible que tengas que alimentar a la fuerza a tu perro, especialmente cuando lleva días sin comer ni beber nada. La alimentación con jeringa debe realizarse con la aprobación de un veterinario, ya que el método puede causar estrés.

La mejor manera de alimentar a un perro con una jeringa es usar el mismo tipo de jeringa que se obtiene con los medicamentos líquidos. Pruebe el caldo de pollo o de res aguado (sin sal añadida) o la comida húmeda. Si la comida húmeda tiene trozos, tírala en un procesador de alimentos y pulsa hasta que la comida esté triturada.

A continuación, siga estos pasos:

  1. Calienta el líquido o comida a la temperatura del cuerpo de tu perro usando el microondas
  2. Llene la jeringa con la comida preparada
  3. Colóquese de manera que su perro pueda verlo. Si necesita ayuda para sujetarlos, pídale a alguien que venga por detrás. Opcionalmente, puede envolver a un perro angustiado en una manta o una toalla para evitar que se golpee.
  4. Abra suavemente la boca del perro, entrando por un lado.
  5. Coloque la jeringa de modo que la comida se deposite en la lengua. No coloque la jeringa tan atrás que su perro se atragante.
  6. Cierra la boca del perro y sostén su hocico para asegurarte de que trague todo.

Aquí tienes un vídeo que te muestra el proceso:

¿Qué le puedo dar de comer a mi perro que no quiere comer?

Elegir qué darle de comer a un perro enfermo puede ser difícil, porque no querrás elegir algo que volverá a vomitar. Para empezar, debe considerar la razón por la que su perro está enfermo. Asegúrate de que tu perro haya sido correctamente diagnosticado por un veterinario y escucha sus recomendaciones sobre qué alimentarlo. Si su perro se siente mal debido a malestar estomacal, por ejemplo, el veterinario le recomendará una dieta blanda.

En el caso de que la falta de apetito de tu perro se deba a una enfermedad, como el cáncer, necesitará algo más que una dieta blanda. Su veterinario debería poder ayudarlo a determinar qué nutrientes le faltan a su perro, para que sepa con qué alimentarlo.

Dicho esto, hay muchos alimentos para alimentar a tu perro cuando esta enfermo que son fáciles de digerir y nutritivos. Estos son algunos de los mejores alimentos y por qué:

  • pollo y arroz blanco
  • pechuga de pollo desmenuzada
  • Comida para bebé
  • Caldo de hueso
  • Pescado
  • Batata
  • Calabaza
  • Huevos hervidos

Veamos los beneficios de algunos de estos alimentos para perros enfermos.

Pollo y Arroz Blanco

El remedio casero favorito de todos los tiempos para perros enfermos en todas partes: pollo y arroz blanco. Esta es la mejor comida suave y un poderoso combo. Sin embargo, aunque esta comida tiene poco sabor, es nutritiva. Cualquier perro que esté vomitando, sin apetito o con diarrea debería encontrar apetitoso el pollo y el arroz blanco. Además, esta comida aliviará una barriga con náuseas.

Tenga en cuenta que los perros con náuseas también pueden comenzar a tener arcadas y arcadas secas cuando su estómago está vacío. El hambre solo aumentará las náuseas. Así que deles algo simple y fácil de comer para ayudarlos a sentirse mejor y darles algo de energía.

Una vez que su perro haya comenzado a comer pollo y arroz, considere agregar otras verduras trituradas, arándanos y otras opciones de alimentos nutricionalmente densos.

Pechuga De Pollo Deshebrada

Como ya sabrás, el pollo (o el pavo) es estupendo para los perros. El pollo no solo hace que se le haga agua la boca a un perro, sino que también es lo suficientemente suave para los perros con malestar estomacal. Nuevamente, asegúrese de que la pechuga de pollo desmenuzada no tenga condimentos ni sal. Tampoco debes agregar aceite.

La forma más fácil de hacer pechuga de pollo desmenuzada para su perro enfermo es hornear algunas pechugas a 350 grados F durante 30 minutos. Use una bandeja para hornear forrada con papel de aluminio para que el pollo no se pegue a la sartén. Vigile las pechugas, asegurándose de que la carne se cocine bien durante los 30 minutos. No debe quedar rosa cuando el pollo sale del horno.

Drene el aceite del pollo antes de usar dos tenedores para separar la carne. El pollo debe estar lo suficientemente suave para esto. Si se pone demasiado duro, no se lo des de comer a tu perro enfermo.

Comida para bebé

Una de las razones por las que se recomienda la comida para bebés es el olor, que es irresistible para los perros. Déjelos oler la comida para bebés para ver si estimula el apetito de su perro. ¿Otra razón para probar la comida para bebés en tu perro? Es fácil de comer y digerir. Solo asegúrate de no usar demasiada comida para bebés. Si bien este tipo de comida es excelente para despertar el apetito de un perro, la comida para bebés puede tener un alto contenido de grasas y azúcares para ser saludable en porciones más grandes.

Además, a tu perro le puede gustar tanto que se vuelve más quisquilloso una vez que se siente mejor.

Caldo de hueso

¿Su perro sufre problemas dentales o una inflamación en el tracto digestivo? Caldo de hueso seco. Puedes encontrar caldo de huesos orgánico en el supermercado. Algunos lugares incluso tienen caldo de huesos especialmente formulado para mascotas. Otra opción es Haz lo tuyo. Agregue algunas verduras aptas para perros, como zanahorias, calabaza y camote. Incluso se pueden agregar apio y papas cuando se cortan en cubitos lo suficientemente pequeños.

El caldo de huesos es muy nutritivo, ayuda con la hidratación e incluso puede calmar el malestar estomacal. Si su perro tiene problemas para retener los alimentos integrales, puede intentar darle un poco de caldo de huesos con una jeringa o un gotero para estimular su apetito.

Pescado

Un olor increíblemente apetitoso para los perros, el pescado cocido también es beneficioso. El salmón, el bacalao, el eglefino y la platija son excelentes opciones para los perros. Asegúrese de que el pescado esté bien cocido y deshuesado antes de servirle a su perro una pequeña cantidad. Una vez más, usted no quiere ir por la borda. Demasiado pescado puede causarles más malestar estomacal.

Los pescados grasos, como el salmón, también son una maravillosa fuente de ácidos grasos omega-3. Para los perros que se niegan a comer debido a la depresión, una dosis saludable de omega-3 podría hacerles mucho bien.

Calabaza

La calabaza es una excelente verdura que es fácil de digerir y contiene muchas vitaminas que tu perro necesita para mantenerse saludable, incluidas las vitaminas A, C, magnesio y hierro. Puede intentar darle a su perro una cucharada de calabaza enlatada sin sazonar. Opcionalmente, encuentre una calabaza kabocha en el supermercado para cocinar al vapor o asar. Evite darle a su perro relleno de pastel de calabaza, ya que contiene azúcares y aditivos que no benefician a su perro.

Huevos hervidos

Huevos cocidos, ya sean cocidos, revueltos o hechos en una tortilla apta para perros, son una excelente fuente de antioxidantes, vitaminas, proteínas y calcio. Además, los huevos son uno de los alimentos más digeribles y biodisponibles que existen. Incluso una pequeña porción ayudará a que su perro se sienta mejor.

Este video explica algunos otros remedios y alimentos para perros enfermos:

¿Cómo puedo estimular el apetito de mi perro cuando está enfermo?

No querrás que tu perro enfermo o moribundo se quede sin nutrición por mucho tiempo. Hacer que coman y se energicen es importante, especialmente cuando el veterinario les ha recetado medicamentos.

Su mascota también puede necesitar tiempo para relajarse. ¿Recuerdas lo irritado que te pones cuando no te sientes bien? Lo más probable es que tu perro experimente las mismas emociones. Así que sé amable cuando los convenzas para que coman.

A continuación, considere estos consejos para estimular el apetito de un perro enfermo:

  • Prueba una comida casera. Como se mencionó anteriormente, hay algunos alimentos que puede darle a un perro enfermo que son fáciles de digerir y mantener. Puedes buscar algo de inspiración para Comidas caseras para perros aprobadas por veterinarios para ayudarle a decidir qué ingredientes usar.
  • Pon jarabe de Karo en los dientes y las encías del perro.. Si tienes un enfermo o un enfermo terminal que se niega a comer, puedes untarle un poco de jarabe de Karo en las encías. Si lo hace, ayudará con los niveles de glucosa en la sangre y puede hacer que su perro sienta suficiente hambre para comer.
  • Tienta con caldo y otras delicias. El caldo de pollo tibio, la leche de cabra o el requesón, la comida para bebés y otros bocados sabrosos pueden hacer que su perro enfermo o moribundo esté ansioso por probar algo nuevo. Cualquier cosa que huela delicioso podría incitar a tu perro a lamerlo; y una vez que hayan probado, su hambre podría estimularse lo suficiente como para comer una comida completa.
  • Agregue Pedialyte sin sabor al agua de su perro. Cuando su perro haya tenido vómitos y diarrea o acaba de llegar a casa después de una cirugía, ponga un poco de Pedialyte sin sabor (o una bebida similar) en su tazón de agua. Pedialyte tiene electrolitos y sal para ayudarlos a sentirse más hidratados. Tenga en cuenta que la deshidratación a menudo puede conducir a la falta de apetito.

Déjalos comer hierba

Hay mucha ciencia detrás de los perros que comen hierba. Entonces, si se pregunta cómo hacer que un perro enfermo coma, es posible que desee llevarlo a dar un paseo rápido afuera. Vea si su perro tiene la tentación de masticar hierba.

La hierba contiene clorofila, que actúa como antioxidante y está repleta de vitaminas. El pigmento también puede unirse a los metales pesados y eliminarlos del torrente sanguíneo. Además, los perros mastican hierba como ayuda digestiva. Dado que la hierba está llena de fibra, comer hierba ayuda con el estreñimiento y la diarrea.

¿La otra razón por la que a los perros les gusta la hierba? Quieren calmar un malestar estomacal. La hierba puede inducir el vómito en los perros, limpiando su estómago.

Solo asegúrese de que la hierba que come su perro no empeore el problema. Los céspedes que han sido tratados con herbicidas, pesticidas o fertilizantes ambientales o toxinas no son seguros para el consumo. Trate de proporcionarle a su perro un parche fresco de hierba sin tratar.

Si su perro tiende a tener malestar estomacal con frecuencia, es posible que desee considerar cultivar un parche de césped apto para perros en una maceta. De esa manera, su perro puede obtener una fuente natural de forraje cuando lo desee.

perro marrón de pelo corto acostado

¿Por qué mi perro no come y actúa de manera extraña?

Después de haber pasado por todas las formas de tentar a un perro enfermo o moribundo para que coma, es posible que se pregunte qué causaría la falta de apetito en primer lugar. Siempre hay Razones por las que un perro no come incluido:

  • Enfermedad e infección
  • Enfermedad bucal
  • vacunas
  • Entorno o viajes desconocidos
  • Estrés
  • Problemas de comportamiento
  • Depresion y ansiedad
  • Duelo por la muerte de un compañero
  • Vejez
  • Recuperándose de una cirugía

Algunas de estas causas detrás de la falta de apetito de un perro son mucho más graves que otras. Esté atento a los síntomas que su perro pueda presentar, ya que negarse a comer podría significar cáncer, infección, dolor, insuficiencia renal y afecciones hepáticas. Del mismo modo, los tumores orales y la gingivitis pueden afectar la capacidad de comer de un perro.

Si su perro no parece tener dolor y esta bebiendo agua pero visiblemente ansioso, deprimido o estresado, esto también puede afectar su apetito. Asegúrate de alimentar a tu perro en un lugar tranquilo y cómodo. Mantenlos alejados de otros animales agresivos si son tímidos y asegúrate de que reciban muchos refuerzos positivos.

Recupérate pronto, cachorro

Con suerte, ahora sabes cómo hacer que un perro enfermo coma. Cuando su compañero de cuatro patas se siente mal, es normal que levante la nariz ante la comida. Sin embargo, la nutrición es vital para la recuperación, por lo que debe estimular el apetito de su perro con alimentos para bebés, pollo y caldo de huesos. Una vez que tenga su interés, prepare a su perro un plato de arroz blanco y pollo para que coma.

Dado que la falta de apetito puede ser un síntoma de condiciones médicas graves, no espere demasiado para ver a un veterinario. Un veterinario puede darle a su perro un diagnóstico y medicación precisos, si es necesario.

preguntas frecuentes

¿Cuánto tiempo puede estar un perro enfermo sin comer?

Cuando los perros están sanos, pueden pasar de 3 a 5 días sin alimento. Sin embargo, esta nunca es una situación ideal. Si su perro está enfermo y no quiere comer después de 2 días, asegúrese de llamar al veterinario para que le aconseje. Asegúrate de que tu perro también esté bebiendo agua. No comer es una cosa. Si no beben, se deshidratarán rápidamente, lo que es aún peor. Es posible que tengas que obligarlos a beber agua si pasan mucho tiempo sin ella.

Perro sin comer durante una semana. ¿Qué debo hacer?

No comer durante una semana no es normal. Si tu perro no ha comido durante una semana, lo primero que debes hacer es programar una cita con tu veterinario o llevar a tu perro a un veterinario de emergencia, si aún no lo has hecho. A continuación, debe estimular el apetito de su perro con algo tentador, como un alimento con un olor delicioso, como pollo o caldo caliente. En caso de que su perro aún se niegue a comer, es posible que deba usar una jeringa para alimentarlo e hidratarlo.

¿Por qué mi perro no come pero actúa normal?

Hay algunas razones por las que un perro no come pero actúa normal (y no está enfermo). Primero, su perro podría estar experimentando problemas gastrointestinales. Hay muchas condiciones estomacales que podrían impedir que un perro coma, por lo que es posible que deba programar un viaje para ver al veterinario. Sin embargo, las causas más comunes son el cambio de rutina y la quisquillosidad.
¿Te has mudado recientemente? Dale algo de tiempo a tu perro si crees que está estresado o deprimido. ¿Mimas a tu perro con comida humana? No. Dale a tu perro solo comida para perros regular y observa qué sucede.